sábado, 21 de octubre de 2017

El Desafío - Raúl Iriarte (con Miguel Caló)



Letra de El Desafio

(Música: René Ruiz Letra: Güalberto Márquez "Charrúa")


Le corro con mi manchao al alazán de Cirilo
y no le pido ni un kilo como le dio al colorao.
Nicasio, de abanderao y como juez, Don Zenón,
a correr dende el portón hasta allí, hasta el esquinero...
¡y me juego hasta el apero y empeño hasta mi facón!

Y para qué seguir narrando lo que fue aquella carrera
si cualquier hombre de ajuera ya lo estará carculando...
Cuente amigo ¿Qué pasó?
Anduvieron mañeriando, errar y errar la partida,
hasta que en una corrida, les bajó el abanderao
y el rosillo y el manchao fueron una luz prendida.

Y se sintió: “¡Ya pegaron!” y la cosa fue pareja...
Ni se sacaban la oreja y los rebenques bajaron.
Y cuando al final pasaron entre público y rayeros
y entre aplausos y sombreros que se agitaban de gozo,
el juez gritó, sentencioso: “¡Puesta nomás, caballeros!”

El Desafío acordes Raúl Iriarte (con Miguel Caló)

-----------------------------
Esta parte no la cantó
-----------------------------

No respeto caballeros estao, ni pelo, ni marca
y al de las estancia e’ “La Zarca” ¡le pueden bajar los cueros!
No me asustan parejeros con tapa ni con trompeta
que no es al primer sotreta que aquí, en la esquina ‘e “Las Latas”,
¡l’hecho revoliar las patas y también largar la jeta!

Le aceptan y desensilla dejando sobre el apero,
botas, facón y sombrero y hace vincha su golilla.
Va de la cancha a la orilla: en vez de un rebenque, dos,
con la fe puesta en su Dios cual legítima esperanza
pa’ los laos de la balanza a igualar sesenta y dos.

Le tocó un rosillo moro, marca de Hilarión Contreras,
que había ganao más carreras que el colorao sangre ‘e toro.
Lo montaba un mozo Floro, muy güén corredor campero
punteador y ventajero pa’ largar a la bandera
pues no habían quién le saliera, ¡siempre  picaba primero!

El rival del mocetón que se sintió desafiar,
cargó p’al peso igualar medio kilo ‘e munición.
Lo rodiaban un montón que hacían juerza pa’ su lao...
otros, palmenado al manchao, seguían pa’l andarivel
como si vieran en él un triunfo ya descontao.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Música de la semana